Jueves, 17 Marzo 2011 16:47

Sistemas de Alerta de Tsunami: las lecciones de Japón

Valora este artículo
(0 votos)

Voice of America - Traducción: G. Merino / Google

Japón es uno de los países mejor preparados en el mundo para hacer frente a la amenaza de un tsunami. Los sistemas de alerta están en su lugar, y las barreras de hormigón anti-tsunamis abarcan gran parte de la línea costera. Pero la ira de la naturaleza del viernes 11 de marzo de 2011 fue demasiado grande para las medidas de protección tomadas por el hombre, planteando la pregunta de ¿qué salió mal?

Kate Woodsome, enviado del diario Voz de América, se comunicó con Synolakis Costas, un experto en el tsunami del Departamento de Ingeniería Civil y Ambiental de la Universidad del Sur de California, para averiguar la respuesta.

¿Qué salió mal con el sistema de alerta de tsunamis del Japón?

"Japón es uno de los países mejor preparados en la Tierra en términos de alerta de tsunamis. Tuvieron una advertencia. Es evidente que lo que salió mal es que no habían previsto la magnitud de este evento. Hay dos razones para ello. La una es que los japoneses no habían tenido ningún evento en su memoria reciente –los últimos 100 ó 150 años-  tan grande como este. Y dos, los sismólogos y geofísicos no habían previsto como un gran terremoto como éste ocurriendo fuera de Japón. Entonces en ambos sentidos, una parte esencial del sistema de alerta es tener mapas de inundaciones y hacer planes para la gente. Creo que ésta es la parte del sistema que ha fallado."

Cuarenta por ciento de las costas de Japón está rodeado de muros de contención de hormigón. ¿Qué papel jugaron en este desastre?

"Los rompeolas de hormigón en muchos lugares en Japón tienen cerca de 10 metros de altura. En Sendai, tenían una altura cercana a los tres metros. Lo que esto muestra entonces es que, al menos en esa zona, que no esperaban una ola de este tamaño, puesto que hubieran construido diques más altos. De varias maneras, el malecón dificultó las cosas (para el tsunami), ya que de seguro es mejor que nada, pero, por otro lado, las olas fueron capturadas y, posiblemente, las personas desarrollaron una falsa sensación de seguridad, y los responsables de emergencias pensaron que había suficiente defensa, lo cual resultó no ser el caso. "

Deberían estas barreras ser rediseñadas, construirse más altas, ¿o es erróneo pensar que el hombre puede mantener a raya a la naturaleza?

"Bueno, ambas cosas. Creo que la nueva forma de pensar que estamos desarrollando en todo el mundo es que tenemos que construir la resiliencia de la comunidad. Esto suena holístico, pero en realidad es mucho más que eso. Una comunidad resilente ante los peligros costeros debe tener capacidad de recuperación, lo cual significa redundancias en todo: energía, transporte, agua, manejo de emergencias, la vivienda, todo. Si se sobreestima o se invierte demasiado en una parte del sistema, como la construcción de defensas costeras, y no se invierte en otras partes, como los sistemas de respaldo o sistemas redundantes, entonces se obtiene lo que acabamos de ver."

¿Qué tan rápido es el viaje de un tsunami, y qué tan rápido, qué tan lejos y qué tan alto tienes que correr para ponerte fuera de su alcance?

"La respuesta depende de en qué parte de la costa que está. Si usted está en una playa bastante plana, tiene que ir bastante lejos de la costa, por lo menos unos cinco o seis kilómetros, y si usted tiene aproximadamente media hora para correr, cinco kilómetros en media hora, eso le costará una buen agitación. La mayoría de la gente no sería capaz de hacer eso. Creo que en Japón tienen planes de evacuación para las estructuras verticales, de modo que la gente evacuaría los edificios cercanos y en algunos casos ellos están construyendo estructuras especiales de evacuación, pero la mayoría de sus estructuras de defensas y evacuación fueron diseñados demasiado bajas, porque no esperaban una ola de este tamaño."

¿La Administración Oceánica y Atmosférica de Estados Unidos (NOAA) emitió una alerta de tsunami 12 minutos después del terremoto en el Japón mediante un sistema de sensor de boyas?

Así es. La NOAA detecta un terremoto con sismógrafos en Honolulu y en Boulder, Colorado. Hace una evaluación inicial. Entonces, tienen escenarios pre-computados para prácticamente todos los terremotos que pueden tener lugar en torno a la Cuenca del Pacífico, y ahora está haciendo esto para el Caribe y el Océano Índico. Ella mira el escenario más cercano, entonces espera hasta que el tsunami llega a cualquiera de estas boyas de la NOAA. Estos dispositivos se asientan sobre todo en el fondo del mar. Son registradores de la presión del fondo. Graban los cambios en la presión del agua a medida el tsunami pasa, después emiten una señal que entra en la boya, y ésta pasa de la boya a un satélite de la NOAA, y del satélite al centro de alerta.

A medida que el tsunami avanza por el Pacífico, llegan nuevas medidas y actualización de las previsiones. Y en este caso, al igual que lo ocurrido en Chile el año pasado, se produjo un terremoto de 8,8 el 27 de febrero, el pronóstico fue correcto en prácticamente todos los lugares que conocemos alrededor del Pacífico. No hubo sorpresas allí. El pronóstico funcionó."

El tsunami en Japón empujó las casas y los coches tierra adentro. ¿Qué sucede cuando el agua se retira? ¿Vamos a tener coches en todo el océano?

"En general no, porque lo que pasa es un solo tsunami, no una sola ola; es una serie de olas. Así que normalmente lo que ocurre es que los carros serán llevados hacia adelante y hacia atrás, pero en general, a medida que se mueven tierra adentro, son empujados hacia el interior. Las siguientes olas no serán tan grandes, por lo que no van a ser capaces de traer los carros de vuelta al mar. Resulta que no es tan difícil mover un carro Todo lo que necesitas es menos de 90 centímetros de agua y el coche flotará. Una vez que empieza a flotar, por lo general se confunde con los escombros que ya están en el lugar, y es empujado y revolcado un millón de veces. A veces hay dificultades para el reconocimiento de la marca del coche ya que lo que ves después del tsunami es un esqueleto. Gracias a Dios, no son arrastrados hacia el mar, de modo que no entrañan ningún riesgo adicional. Ellos no hacen ninguna contaminación."

¿Cómo puede el mundo prepararse mejor para los tsunamis?

"Bueno, estoy bastante decepcionado de que casi seis años después de que hemos tenido el tsunami de Indonesia, seguimos teniendo carencias en algunas áreas. Una de ellas es la educación pública. Entonces, alrededor del mundo tanto como alrededor del Pacífico, vemos las fallas del sistema. Por ejemplo, en Samoa, las personas evacuaron en coche. Hubo trancones y personas que se ahogaron. Las colinas estaban muy cerca. En algunos casos a solo 91 metros de distancia. Tranquilamente podrían haber subido la colina nueve metros, y habrían estado a salvo, en lugar de estar en un embotellamiento para alejarse de la playa.”

Lo que vimos en Sumatra e Indonesia en octubre pasado, cuando hubo otro tsunami, es que el gobierno se basó en estas líneas para aparecer en las pantallas de televisión, interrumpiendo las emisiones, diciendo: “Hay una alerta de tsunami, evacúen.” Bueno, ¡hola!, la mayoría de los pueblos en situación de riesgo y las islas no tienen electricidad.

Ellos podrían haber tenido sirenas que podrían haber sido alimentadas por generadores de energía solar, paneles solares, y podrían haberse comunicado con señales como las que tenemos en los celulares. Pero no lo hicieron. Ellos confiaron exclusivamente en decir algo en la televisión cuando la mayoría de las personas ni siquiera tienen electricidad.

Así que es una grosería, esto no debería suceder en esta época. Después de haber visto a cientos de miles de personas morir en los tsunamis en los últimos seis años, no deberíamos estar haciendo estas cosas. Deberíamos estar haciendo algo mucho mejor que esto."